Método Big Data para predir la evolución de los pacientes covid con precisión del 90%

El grupo de investigación Lucentia, de la Universidad de Alicante, está desarrollando el proyecto ‘Solución de Big Data e Inteligencia Artificial para mejorar el diagnóstico y la atención médica de los afectados por COVID-19‘, en colaboración con varios hospitales de la Comunitat Valenciana.

 

A través del proyecto se busca pronosticar la evolución de los pacientes infectados de modo que los hospitales sepan con anticipación si será un caso leve, requerirá hospitalización o presenta un alto riesgo de fallecer. Es una aplicación que extrae información relativa a patologías previas de los pacientes, resultados y pruebas para diseñar tratamientos personalizados y de la evolución de la enfermedad. Basándose en la concurrencia de estos datos, los algoritmos sugieren el tratamiento con mayor éxito para cada uno de los pacientes.

 

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, y la consellera de Innovación, Carolina Pascual han presentado hoy junto a la rectora de la Universitat d’Alacant, Amparo Navarro, la iniciativa que se ha financiado gracias a las donaciones realizadas por la ciudadanía, a través de la línea puesta en marcha por la Generalitat. En concreto, este proyecto recibió una financiación de 100.000 euros.

 

Este es uno de los proyectos elegidos por la Conselleria de Innovación para destinar parte de los 1,2 millones que se recibieron de donaciones COVID-19. “Somos conscientes de que la inversión sostenida en el campo de la ciencia permite salir más rápido y mejor de la crisis por eso no hemos dudado en qué áreas son las teníamos que priorizar.

 

Es un proyecto con un modelo que ofrece un 90% de precisión y desarrollado en un formato abierto para que sea fácilmente exportable a todos los hospitales del Estado.

 

La propuesta y construcción de dicho modelo se basa en la experiencia previa del grupo de investigación de la Universidad de Alicante Lucentia.
El proyecto ha permitido el desarrollo de una plataforma que accede a las historias clínicas de los pacientes para extraer información sobre patologías previas, tratamientos recibidos y pruebas realizadas para detectar el COVID-19.

 

Sobre estos datos se diseña y entrenan modelos de inteligencia artificial con el objetivo de que, cada vez que ingrese un nuevo paciente, el sistema lo clasifique en uno de los tres grupos.
Además, según datos de la evolución de todos los pacientes a las medidas y tratamientos recibidos, los algoritmos sugerirán el tratamiento con mayor éxito para cada uno de ellos.

 

 

 

 

Más informaciones:

 

Levante (EMV) – Un método de big data predice la evolución de los pacientes covid con una precisión del 90 %

 

Cadena SERLa Inteligencia Artificial puesta al servicio de una mejor atención al paciente de COVID-19

 

 

Fuente: Universidad de Alicante